Distintos sistemas en detección de incendios


Los detectores de incendios automáticos consisten en pequeños aparatos muy fáciles de instalar que pueden detectar por distintos métodos el fuego, avisando así con alarmas de incendios o rociadores automáticos para conseguir una actuación rápida y evitar que se propague el fuego. Pueden detectar en zonas que son inaccesibles a las personas detectando el fuego mediante el humo, calor o gases.


Funciones básicas de los sistemas de detección:


Su principal misión consiste en detectar un conato de incendio o fuego en su fase más inicial avisando con un aviso preestablecido para conseguir una actuación rápida frente a incendios.


TIPOS DE DETECTORES AUTOMÁTICOS


Detectores de gases o detector iónico: son capaces de partículas minúsculas, de forma que si entra algún tipo de humo por al detector la ionización del aire disminuye y así salta la alarma.


Detector térmico: se encarga de detectar la temperatura. Estos equipos se encuentran configurados para hacer saltar la alarma si se alcanza una temperatura determinada previamente.


Detector de humo: detector óptico de humo basado en una pequeña célula fotoeléctrica que en presencia de humo no deja pasar la luz y activa la alarma anti incendios.


Detector de llama: las llamas del fuego emiten una serie de radiaciones ultravioletas e infrarrojas que cuando se detectan hacen sonar la alarma.


Detectores de gases domésticos: no son detectores de incendio en sí, detectan la presencia en el aire de los gases domésticos más comunes como el gas natural, butano, propano, etc. Evitan el incendio evitando que se de a cabo ya que si la alarma se activa hemos de ventilar y evitar encender luces.


⇠ VOLVER

Distintos sistemas en detección de incendios
Grimec
Empresa homologada contra incendios
Aerme